Sí, siempre fuiste tú

26.3.20

¡Hola, hola!


Este post es el que más ilusión me hace escribir en años. Por fin, puedo decir que la historia de Roberto está acabada. La corrección casi lista y también la portada. Este proceso me llena de ilusión porque dentro de muy poco llegará el día en que la historia salga de mi ordenador y ya podáis leerla.


En Ojalá no fueras tú descubrimos a Roberto un tipo bastante seguro de sí mismo e independiente, que no se replantea nada demasiado y sobre todo muy práctico. Cristina llega a su vida y pone todo del revés, le influye hasta el punto que los axiomas inalterables de su vida quizás puedan llegar a dejar de ser tan inamovibles, y se asusta. Sí, os confirmo que estoy hablando del mismo personaje, el que en Ojalá no fueras tú era una especie de Indiana Jones con toga que no temía a nada ni a nadie. ¿Por qué se asustará tanto Roberto? ¿Qué tendrá Cristina para ser tan influyente?

Pero no están solos, Sí, siempre fuiste tú tiene muchos más personajes que influirán de una manera u otra en los protagonistas. Zeus, Cleo, Darío, Rocío, Carla, Victoria, Andrés, Patri, Rosa, Sandra... Algunos os sacarán más de una sonrisa y otros los querréis perder de vista los más rápidamente. Y no me puedo olvidar de Jon y Laura. 

Reconozco que al ser los protagonistas de mi primera novela publicada tengo una especial debilidad por ellos. Ellos aparecen en la historia en un plano distinto porque ya tuvieron su "felices para siempre", pero tienen su importancia, especialmente este último. Creo que Jon os va a sorprender mucho, especialmente en una escena. 

En Sí, siempre fuiste tú encontraréis un poco de todo: momentos duros aderezados con otros más divertidos, escenas que os harán contener las lágrimas y otras que os pondrán los ojos de corazones. Solo espero que si le dais una oportunidad, ojalá que os haga soñar con los ojos abiertos.


En el siguiente post la portada y la sinopsis ;-).

No hay comentarios:

¡Déjame tu opinión!